SEMANA TRIGÉSIMO SEGUNDA TO LUNES

San Pablo tenía esa fe como un grano de mostaza y teñí visión misionera. Lo vemos en la Carta que hoy empezamos a leer. El pasa por las comunidades y deja a colaboradores suyos para que continúen la obra. A Tito le indica que constituya una primera organización necesaria y que escoja muy bien a los elegidos para gobernar las comunidades. Pablo sabe que no puede dirigirlo todo y delega, confía en los demás. Y así va creando una red de colaboradores y responsables. Y tiene fe, sabe que la Obra no es suya, es De Dios y él es un obrero más. Así me quiero sentir yo y así debemos sentirnos, discípulos – misioneros que trabajan, delegan y confían. Feliz día y bendiciones. Feliz día y bendiciones. Para ver las lecturas pincha aquí.