SEMANA VIGÉSIMO NOVENA TO LUNES

La codicia es una enfermedad espiritual con síntomas como el ahorro excesivo, la mezquindad en el compartir, preocupación por el mañana. La raíz es la inseguridad propia de la vida humana no puesta en las manos de Dios. Todos necesitamos sentirnos seguros y el dinero nos da esa falsa sensación de seguridad. Una seguridad que apaga la confianza en Dios. La codicia es un síntoma de falta de fe. Abrahán nos es propuesto hoy como un ejemplo de confianza. Él tendría su vida arreglada en Jarám y sale con todo a un viaje sin tenerlo todo claro. Pero confió. ¿Podemos hacer un gesto hoy de confianza en la providencia que venza la codicia? Feliz día y bendiciones. Para ver las lecturas pincha aquí.