SEMANA VIGÉSIMO SÉPTIMA TO VIERNES

Llevamos unos días que no sabemos muy bien quién hace lo correcto y quién no. Es la fiesta de la confusión. EL relativismo moral empapa también la política. Con el mal no se puede “jugar”. No podemos negociar ni flirtear con el maligno. ¿Qué espíritu es el que nos agita? ¿Recogemos o desparramamos? Este es uno de esos días que la Palabra nos pone entre dos fuegos, en medio de un campo de batalla y no podemos jugar en los dos bandos. En los compromisos bautismales decimos “Renuncio” a Satanás. Renovemos hoy esa opción fundamental de nuestra vida. Feliz día y bendiciones. Para ver las lecturas pincha aquí.