SEMANA TRIGÉSIMO TERCERA TO JUEVES

Yo no llego a llorar pero muchas  veces me siento como Jesús. Ahora mismo acabo de tener una clase con los chicos de la Universidad en la que han  hecho una de las sesiones de Alpha sobre los planes que Dios tiene para nuestra vida y… están tan en otra honda. Que poco les dicen y les tocan afirmaciones como:  “Dios te ama y Jesús ha dado su vida por ti”. Está escondido a sus ojos el camino que lleva a la paz. Mientras ellos intentaban rezar algo yo me recogía en adoración con música en mis cascos y adoraba a Jesús, al Cordero que ha vencido a la muerte, y le pedía que derramara sobre ellos su preciosa sangre para que puedan llegar a experimentar su misericordia. Ofrezco por ellos la desazón que experimento y no me rindo, no nos rendimos. Feliz día y bendiciones. Para ver las lecturas pincha aquí.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.